Skip to content

Caminar

Una buena hoguera

en noche de luna nueva

o en la ausencia de las dos.

Poder robar tu calor

 

Después de un día largo

como el camino recorrido

Volver la vista atrás

sonreír

 

Dormir al raso

en la ladera de una montaña

o en el rompiente

del fin de la tierra

 

En cuanto mis pies quieran

mi espalda pueda

mi corazon lo reclame

y tu me acompañes.

859197_10151854201537473_1040525850_o

 

Anuncios

¿Querías morir o solo volver a vivir?

¿Cuando dejaste atrás la senda?

¿Dónde termina tu camino?

Y al marcarte, ¿Miraste atrás?

¿Querías que fuera contigo?

 

Pero al final no te fuiste

¿O acaso no pudiste?

Quizás nunca quisiste

Por suerte, pudiste volver…

 

Y ahora que has renacido

¿Cuál será tu destino?

¿Para que has nacido?

Insignificante criatura

 

A caso.. ¿tu vida te pertenece?

¿Eres el patrón de tu destino?

O sin darte cuenta…

¡¿te has vendido?!

 

Los mercaderes del espacio

¿Te llegaron a comprar?

¿Robaron tu alma en secreto?

¿Controlan tus sentimientos?

 

¿Serás capaz de renacer?

¿Volverás a descubrir, leer, reír?

¿Volverás a sentir?

¿volverás a vivir?

 

 

Te esperan noches de hogueras

Y de miles de estrellas.

Te espera el sol,

Besando tu piel por la mañana

 

El mundo estará a tus pies

Si tienes el coraje de vivir

El camino nunca acaba

Si tu no lo quieres terminar

 

Viaja, viaja lejos

En cuerpo y espíritu

Haz algo grande con tu vida

Tu qué has vuelto a nacer, a vivir

 

Yo soy mi enemigo

entre la nada y el todo

entre subir y bajar

entre vivir o morir.

 

Yo soy mi único enemigo,

y puedo decidir luchar.

Quizás seria mejor rendirse.

Jamas.

 

No he llegado tan lejos

para quedarme al borde del camino

por muchas zarzas o espinas

que me corten, el paso

 

No he aguantado los golpes

para dejarme atrapar

por el placido sueño de la oscuridad.

 

Todo vale

arrastrarse, gritar, sudar, llorar

todo, menos rendirse.

 

 

¿Es posible ahorrar en calefacción?

Winter y coming como dicen los Stark, o como dice un refrán mas castellano llegamos a la época de: “hasta el 40 de mayo no te quites el sayo”. Pero no desesperéis porque por suerte estamos a 6 de noviembre y aun no ha hecho falta encender la calefacción ni una vez y eso que si que hubo un fin de semana chungo en octubre. Pero bueno, de momento con una sudaderita y unas zapatillas de estar por casa no se esta mal. Pero ante el inexorable avance del “enemigo” invierno (ese que empieza a estar en peligro de extinción) he decidido dar algunos consejos que he ido pensando/recopilando/intercambiando/buscando/leyendo.

Hay varias clasificaciones si buscamos en internet. Pero yo haré la mía propia.

Persianas, ¿son útiles?

Si tenemos persianas, no dudéis de que serán muy útiles siempre que tengamos la fuerza de voluntad necesaria para usarlas. Lo sé, en un piso de tamaño medio una sola persona puede subir o bajar todas las persianas en 1 o 2 minutos. Pero muchas veces intentar usar las persianas y no hacerlo, será peor que olvidarse de ellas.

Para que las persianas sean útiles hay que tener en cuenta que en invierno, en torno a las 6 de la tarde ya no hay luz solar, y una vez que no hay sol solo podemos perder calor por las ventanas. Por lo tanto hay que bajar las persianas hasta abajo. Pero es muy importante subir las persianas por la mañana temprano, sobre todo aquellas que en algún momento del día tendrán luz directa del sol, porque serán el equivalente al efecto invernadero en nuestra casa.

¿A que temperatura debemos tener la temperatura del sistema de radiadores en la caldera?

Por todo lo que he leído por Internet y por lo que me han dicho varios técnicos de caldera la temperatura idónea para calentar el agua de los radiadores oscila entre 60-80 pero el óptimo esta entorno a 70ºC. El motivo es que si tenemos el agua a 70ºC el intercambio de calor entre los radiadores y el aire de la habitación será más rápido y eficiente. Y además al ser 70ºC la caldera no tendrá que encenderse cada 5 minutos porque el termostato baje de la temperatura que tenemos programada para la casa, ya que le dará mas continuidad al calentamiento y mantenimiento de la temperatura de la habitación.

Los radiadores. Ese gran desconocido.

Ahora que empieza el invierno lo más importante es revisar todos los radiadores al encender la calefacción por primera vez. Porque hay que tener en cuenta cual es el camino desde la caldera hasta el último radiador del circuito, es decir, que el radiador más cercano a la caldera estará un poco más caliente que el último. Además como llevan medio año apagados. Se llenan de aire, por lo que habrá que purgarlos (sacarles el aire de dentro que los hace mucho mas ineficientes y aumenta nuestro consumo).
Otro factor a tener en cuenta es que los radiadores funcionan por la convección entre el aire frió y caliente de la habitación. El aire frió baja y el caliente sube. Lo que significa que el aire más frió de la casa está cerca del suelo, y los radiadores también. Por lo que el radiador calienta el aire, este sube y se forma un círculo imaginario entre la pared del radiador y la opuesta.  Por lo que el aire está en constante movimiento. Explico esto, porque mucha gente tiende a poner la ropa mojada para secarla en el radiador, o tiene muebles encima, o al lado del mismo, y todo ello evitara un correcto desplazamiento del aire, por lo que si por motivos de espacio o de comodidad mientras estas en el cuarto tienes que tener una mesa sobre el radiador o la cama pegada, no olvides al irte del cuarto separar dicho mueble del radiador para dejar pasar el aire, y si cuando duermes puedes hacer lo mismo, también es recomendable. No quita que si un día tienes que secar algo de ropa de manera urgente, hazlo, pero que no se convierta en costumbre o será más ineficiente tu calefacción y perderás dinero.

Temperatura del termostato si es que la tienes.

Se recomienda en todas las guías gubernamentales y ecologistas, que la temperatura optima para invierno debe ser de unos 20-21ºC (no es necesario que sea superior) y en verano no inferior a 26-27ºC. Por lo que es recomendable durante el día tener el termostato a 20-21ºC pero no más, puesto que por cada grado en el termostato aumenta un 7% el consumo de combustible y por lo tanto el gasto.

Hay que recordar que por la noche, y suponiendo que dormimos arropados y abrigados, se recomienda mantener la temperatura entre 16-18ºC. Ya que la calefacción no es tan necesaria, lo mismo se recomienda cuando el último miembro de la vivienda abandona la casa. Pero nunca se debe apagar del todo la calefacción (salvo ausencias de tiempo prolongadas, varios días). Puesto que si se apaga completamente la calefacción y la temperatura de la casa baja de los 16ºC que pondremos como límite. El coste de recuperar la temperatura de la casa a los 20-21ºC es mucho más elevado de lo que cuesta dejar el termostato entre 16-18ºC durante la noche y las ausencias de todos los miembros de la casa (bajarla de 20 a 16 de noche supone un ahorro de casi el 13%).

¿Se pierde mucho aireando la habitación?

Es indudable que no podemos pasar todo un invierno sin airear la casa, por salud, olor, y muchos otros motivos. Pero es importante tener en cuenta el cómo y el cuándo. Si tienes muy arraigada la costumbre de hacerlo por la mañana, será muy difícil cambiar ese hábito. Por lo que es importante recordar que como máximo 10 minutos de aireación son más que suficientes, si dejamos más tiempo la ventana abierta, lo único que haremos será perder calor a lo tonto.
Si por el contrario estas abierto a cambiar, es más que recomendado airear la casa sobre la hora del almuerzo, o incluso por la tarde al volver del trabajo si no es muy tarde. Ya que de esta manera también airearas la habitación, renovaras el oxigeno, pero lo harás con una temperatura exterior superior.
Otra buena idea suele ser cuidar bien tu propia habitación, esto va dirigido sobre todo a gente que comparte piso: ¿Que hacer con la habitación?

Si vives en un piso compartido, o no. No todos los pisos tienen radiadores en todas las estancias, hay veces que no hay radiadores en los pasillos, ni en la cocina. Por lo que un buen consejo para mantener caliente tu habitación puede ser cerrar la puerta siempre que te vayas del cuarto o de la casa, o estés dentro de ella, así no compartirás el calor de tu radiador con estancias más grandes o zonas comunes.
Si en navidad y fechas señaladas tus compañeros de piso son de fuera y tú te quedas solo en tu ciudad, cuidado con cerrar todos los radiadores de todas las habitaciones sin inquilino, porque se enfriaran con el tiempo a la temperatura exterior, y el frio acabara extendiéndose a través de las paredes interiores. (no tengo claro en este punto si siendo solo una la habitación vacía sería recomendable cerrar o no el radiador)

El último combate contra el frió debes ser tú.

No olvidéis que el ser humano goza de calefacción sin el engorroso sistema de las hogueras desde hace relativamente poco tiempo. Por ello no es de recibo querer pasar el invierno en manga corta y sin calcetines.

Por lo que para estar por casa recomendamos andar con calcetines y zapatillas para evitar que el frio desde el suelo, y hay que tener en cuenta que cuando se siente frio, el organismo manda más sangre a nuestro órgano principal el cerebro, y la cabeza es el lugar por donde más calor perdemos, asique recuerda, si tienes frio en los pies, abrígate la cabeza.

Extras:

Sería bueno también tener alfombras en las habitaciones para evitar las pérdidas de calor por el suelo

Para potenciar aun mas a los radiadores sería bueno poner un material reflectante entre el radiador en la pared, pero siempre dejando el paso del aire entre ambos.

Se recomienda pintar con pinturas reflectantes, que también reflejan el calor y así evitamos perdidas de calor a través de la pared.

Winter y coming como dicen los Stark, o en un refrán mas castellano llegamos a la época de hasta el 40 de mayo no te quites el sayo. Pero no desesperéis porque por suerte estamos a 6 de noviembre y aun no ha hecho falta encender la calefacción ni una vez y eso que si que hubo un fin de semana chungo en octubre. Pero bueno, de momento con una sudaderita y unas zapatillas de estar por casa no se esta mal. Pero como ante el inexorable avance del enemigo invierno he decidido dar algunos consejos que he ido pensando/recopilando/intercambiando/buscando/leyendo.

Hay varias clasificaciones si buscamos en internet. Pero yo hare la mía propia.

Persianas, ¿son útiles?
Si tenemos persianas, no dudéis de que serán muy útiles siempre que tengamos la fuerza de voluntad necesaria para usarlas. Lo sé, en un piso de tamaño medio una sola persona puede subir o bajar todas las persianas en 1 o 2 minutos. Pero muchas veces intentar usar las persianas y no hacerlo, será peor que olvidarse de ellas.

Para que las persianas sean útiles hay que tener en cuenta que en invierno, en torno a las 6 de la tarde ya no hay luz solar, y una vez que no hay sol solo podemos perder calor por las ventanas. Por lo tanto hay que bajar las persianas hasta abajo. Pero es muy importante subir las persianas por la mañana temprano, sobre todo aquellas que en algún momento del día tendrán luz directa del sol, porque serán el equivalente al efecto invernadero en nuestra casa.

¿A que temperatura debemos tener la temperatura del sistema de radiadores en la caldera?

Por todo lo que he leído por internet y por lo que me han dicho varios técnicos de caldera la temperatura idónea para calentar el agua de los radiadores oscila entre 60-80 pero el óptimo esta entorno a 70ºC. El motivo es que si tenemos el agua a 70ºC el intercambio de calor entre los radiadores y el aire de la habitación será más rápido y eficiente. Y además al ser 70ºC la caldera no tendrá que encenderse cada 5 minutos porque el termostato baje de la temperatura que tenemos programada para la casa, ya que le dará mas continuidad al calentamiento y mantenimiento de la temperatura de la habitación.

Los radiadores. Ese gran desconocido.

Ahora que empieza el invierno lo más importante es revisar todos los radiadores al encender la calefacción por primera vez. Porque hay que tener en cuenta cual es el camino desde la caldera hasta el último radiador del circuito, es decir, que el radiador más cercano a la caldera estará un poco más caliente que el último. Además como llevan medio año apagados. Se llenan de aire, por lo que habrá que purgarlos (sacarles el aire de dentro que los hace mucho mas ineficientes y aumenta nuestro consumo).
Otro factor a tener en cuenta es que los radiadores funcionan por la convección entre el aire frio y caliente de la habitación. El aire frio baja y el caliente sube. Lo que significa que el aire más frio de la casa está cerca del suelo, y los radiadores también. Por lo que el radiador calienta el aire, este sube y se forma un círculo imaginario entre la pared del radiador y la opuesta.  Por lo que el aire está en constante movimiento. Explico esto, porque mucha gente tiende a poner la ropa mojada para secarla en el radiador, o tiene muebles encima, o al lado del mismo, y todo ello evitara un correcto desplazamiento del aire, por lo que si por motivos de espacio o de comodidad mientras estas en el cuarto tienes que tener una mesa sobre el radiador o la cama pegada, no olvides al irte del cuarto separar dicho mueble del radiador para dejar pasar el aire, y si cuando duermes puedes hacer lo mismo, también es recomendable. No quita que si un día tienes que secar algo de ropa de manera urgente, hazlo, pero que no se convierta en costumbre o será más ineficiente tu calefacción y perderás dinero.

Temperatura del termostato si es que la tienes.

Se recomienda en todas las guías gubernamentales y ecologistas, que la temperatura optima para invierno debe ser de unos 20-21ºC (no es necesario que sea superior) y en verano no inferior a 26-27ºC. Por lo que es recomendable durante el día tener el termostato a 20-21ºC pero no más, puesto que por cada grado en el termostato aumenta un 7% el consumo de combustible y por lo tanto el gasto.

Hay que recordar que por la noche, y suponiendo que dormimos arropados y abrigados, se recomienda mantener la temperatura entre 16-18ºC. Ya que la calefacción no es tan necesaria, lo mismo se recomienda cuando el último miembro de la vivienda abandona la casa. Pero nunca se debe apagar del todo la calefacción (salvo ausencias de tiempo prolongadas, varios días). Puesto que si se apaga completamente la calefacción y la temperatura de la casa baja de los 16ºC que pondremos como límite. El coste de recuperar la temperatura de la casa a los 20-21ºC es mucho más elevado de lo que cuesta dejar el termostato entre 16-18ºC durante la noche y las ausencias de todos los miembros de la casa (bajarla de 20 a 16 de noche supone un ahorro de casi el 13%).

¿Se pierde mucho aireando la habitación?

Es indudable que no podemos pasar todo un invierno sin airear la casa, por salud, olor, y muchos otros motivos. Pero es importante tener en cuenta el cómo y el cuándo. Si tienes muy arraigada la costumbre de hacerlo por la mañana, será muy difícil cambiar ese hábito. Por lo que es importante recordar que como máximo 10 minutos de aireación son más que suficientes, si dejamos más tiempo la ventana abierta, lo único que haremos será perder calor a lo tonto.
Si por el contrario estas abierto a cambiar, es más que recomendado airear la casa sobre la hora del almuerzo, o incluso por la tarde al volver del trabajo si no es muy tarde. Ya que de esta manera también airearas la habitación, renovaras el oxigeno, pero lo harás con una temperatura exterior superior.
Otra buena idea suele ser cuidar bien tu propia habitación, esto va dirigido sobre todo a gente que comparte piso: ¿Que hacer con la habitación?

Si vives en un piso compartido, o no. No todos los pisos tienen radiadores en todas las estancias, hay veces que no hay radiadores en los pasillos, ni en la cocina. Por lo que un buen consejo para mantener caliente tu habitación puede ser cerrar la puerta siempre que te vayas del cuarto o de la casa, o estés dentro de ella, así no compartirás el calor de tu radiador con estancias más grandes o zonas comunes.
Si en navidad y fechas señaladas tus compañeros de piso son de fuera y tú te quedas solo en tu ciudad, cuidado con cerrar todos los radiadores de todas las habitaciones sin inquilino, porque se enfriaran con el tiempo a la temperatura exterior, y el frio acabara extendiéndose a través de las paredes interiores. (no tengo claro en este punto si siendo solo una la habitación vacía sería recomendable cerrar o no el radiador)

El último combate contra el frio debes ser tú.

No olvidéis que el ser humano goza de calefacción sin el engorroso sistema de las hogueras desde hace relativamente poco tiempo. Por ello no es de recibo querer pasar el invierno en manga corta y sin calcetines.

Por lo que para estar por casa recomendamos andar con calcetines y zapatillas para evitar que el frio desde el suelo, y hay que tener en cuenta que cuando se siente frio, el organismo manda más sangre a nuestro órgano principal el cerebro, y la cabeza es el lugar por donde más calor perdemos, asique recuerda, si tienes frio en los pies, abrígate la cabeza.

Extras:
Sería bueno también tener alfombras en las habitaciones para evitar las pérdidas de calor por el suelo

Para potenciar aun mas a los radiadores sería bueno poner un material reflectante entre el radiador en la pared, pero siempre dejando el paso del aire entre ambos.

Se recomienda pintar con pinturas reflectantes, que también reflejan el calor y así evitamos perdidas de calor a través de la pared.

 

Ya pondré más cosas que se me ocurran más adelante.

 

Espero que os guste

 

Nota final: el año pasado tuvimos los dos primeros meses de frió una factura de 330 euros, y en los dos meses siguientes conseguimos bajar a 170. No se si fue que hizo menos frío en los dos siguientes o que la gente se asusto en la primera, pero quizás algo si funcione.

 

Ya pondré más cosas que se me ocurran más adelante.

 

Espero que os guste.

Reflexion durante una breve saturación por exámenes

“¿Y como puede morir mejor un hombre, que afrontando temibles opciones, por las cenizas de sus padres y los templos de sus dioses?” Horacio sacada de la película Oblivion, aunque la frase real es: “¿Qué mejor manera de morir puede tener un hombre, que la de enfrentarse a su terrible destino, defendiendo las cenizas de sus padres y los templos de sus dioses?” .

La verdad no se si soy un soldado de Horacio que esta defendiendo el puente para que el “fracaso” no llegue a mi puerta. “Fracaso” interesante termino cuando se intenta con ganas de verdad y no se consigue. O si soy el ejercito invasor asaltando el puente para romper las ultimas cadenas que te atan a un lado del puente y alcanzar el final de esta aventura. Sabiendo que puedes llegar a vencer y cruzar el puente o fracasar en el intento y volver a intentarlo con un nuevo ejercito el año que viene.

Sinceramente si tuviera una bomba nuclear, la tiraría en el puente y me cargaría a todos los de ambos lados. Y los romanos se creerían que han sido los dioses. Pero como no soy un dios, ni tengo una bomba, ni vivo en roma, ni se si soy el atacante o el defensor, me quedo con la frase, la disfruto y la saboreo, mientras sigo a lo mio intentando con todas mis ganas terminar de una vez llegando a buen puerto. Curioso lo de llegar a buen puerto, ¿vendrá de la época de los piratas y los puertos para piratas? Ni idea.

Mariposas

Nunca me cansare de esta canción, de esta letra, o de lo que queráis que sea para vosotros:

Mariposas

Hoy viene a ser como la cuarta vez que espero

desde que sé que no vendrás más nunca.
He vuelto a ser aquel cantar del aguacero
que hizo casi legal su abrazo en tu cintura.
Y tú apareces en mi ventana,
suave y pequeña, con alas blancas.
Yo ni respiro para que duermas
y no te vayas.

Qué maneras más curiosas
de recordar tiene uno,
qué maneras más curiosas:
hoy recuerdo mariposas
que ayer sólo fueron humo.
Mariposas, mariposas
que emergieron de lo oscuro
bailarinas, silenciosas.

Tu tiempo es ahora una mariposa,
navecita blanca, delgada, nerviosa.
Siglos atrás inundaron un segundo
debajo del cielo, encima del mundo.

Así eras tú en aquellas tardes divertidas,
así eras tú de furibunda compañera.
Eras como esos días en que eres la vida
y todo lo que tocas se hace primavera.
¡Ay mariposa!, tú eres el alma
de los guerreros que aman y cantan
y eres el nuevo ser que (hoy) se asoma
por mi garganta.

A la chica de los ojos marrones, con lo que ello conlleva

Por arenas movedizas
Camino en la oscuridad
Asustado, con paso firme.
En la luz de las estrellas
Te veo brillar
Como las noches que ardiamos
En una tenue claridad.
Son arenas que atrapan
Arenas que hay que temer
Arenas que si las pierdes
Nunca mas volveras a ver.
Son tus ojos marrones
Que me atrapan y me duelen
Son tus ojos marrones
Que me cambian de color
Son tus ojos marrones
Y sin ellos, no soy yo.
Y sin ellos,
No quiero ser.
Regalame tus ojos marrones
Esos que un dia perdí
Vuelve a mirarme con ellos
Y vivire siempre junto a ti
Llevate la luz marron
Y la perseguire
Eres la chica de los ojos marrones
Y a tu lado siempre estaré

Te amo.